Cremas para embarazadas

Cremas hidratantes para embarazadas

Dicen que un buen amor y un buen embarazo hacen resplandecer la piel de una mujer. Pero, aunque todos lo hemos visto en alguna de nuestras conocidas, lo cierto es que no hay una base científica que convierta esta afirmación en norma. Sobre todo en el segundo de los casos, conseguir y mantener una piel sana y con buena apariencia es más difícil de lo habitual. Los cambios hormonales propios del periodo de gestación complican el proceso y exigen cuidados mayores (y algún que otro propósito).

Para conseguir una dermis balanceada y reluciente durante todo el embarazo, las futuras madres deben encontrar las cremas más adecuadas para su estado. No en vano, empiezan a cuidarse “por dos”. Si quieres saber cuáles son las mejores cremas para embarazadas y qué composiciones debes evitar para no correr riesgos innecesarios, no te pierdas este post.

¿Qué cremas usar durante el embarazo?

La aparición de estrías, varices, manchas o sequedad son solo algunos de los síntomas directos de los cambios hormonales producidos durante la gestación. Muchas mujeres muestran un rostro más luminoso e hidratado, sobre todo por el aumento del flujo sanguíneo. Pero en el resto del cuerpo pueden sufrir estas molestias cutáneas. Para prevenirlas o suavizarlas, lo más recomendable es buscar cremas hidratantes especialmente creadas para embarazadas, productos biológicos que cuidan la piel de la madre y evitan efectos nocivos en el hijo.  En cuanto a su uso, los expertos recomiendan:

  • Aplicarlas dos o más veces al día para mantener bien hidratada la dermis. Así, se evitará la aparición de estrías, sequedad y celulitis.
  • Además de las cremas hidratantes para embarazadas, es importante utilizar protectores solares para limitar la aparición de manchas.
  • Llevar a cabo una correcta limpieza de la piel del rostro y del resto del cuerpo antes de su aplicación.

¿Qué cremas están prohibidas durante el embarazo?

Algunos cosméticos están compuestos por ingredientes poco recomendables en mujeres gestantes:

  1. Retinol, propio de los productos antienvejecimiento. Su aplicación puede provocar malformaciones en el feto.
  2. Cafeína, presente en los anticelulíticos por su poder quemagrasas. Se debe evitar tanto durante el embarazo como en la lactancia. Esta sustancia puede traspasar la placenta o llegar a la leche materna.
  3. Aceites esenciales (no los vegetales como la rosa mosqueta).

Los productos biológicos, creados a base de ingredientes naturales y, sobre todo, sin parabenos, son la mejor recomendación a la hora de elegir las cremas para embarazadas. Bioxán, firma especializada en pieles muy dañadas, cuenta con una amplia gama de productos para mejorar la hidratación y la apariencia de la piel de todo el cuerpo durante tu embarazo.

Compartir...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

AVISO: Los pedidos realizados del 6 al 19 de Agosto, se tramitarán a partir del día 20 de agosto. Disculpen las molestias. Descartar

%d bloggers like this: