Consejos para el cuidado de manos y pies

Cuidados indispensables para tus pies y manos

Cuando hablamos del cuidado de la piel, los pies y las manos suelen ser las partes más olvidadas en las rutinas diarias de belleza. Y es que muchas personas no tienen en cuenta que la piel de los pies y de las manos – como la epidermis de todo el cuerpo – está sujeta al envejecimiento precoz.

Estas zonas corporales están expuestas diariamente a agresiones externas como el uso de productos químicos, el frío, el sol, la contaminación, bacterias, los cambios de temperatura, etc. Todo eso hace que pies y manos luzcan un aspecto seco, sin brillo y descuidado. Además de las características estéticas, la deshidratación de la piel de manos y pies puede ocasionar muchas molestias derivadas de su tirantez y aspereza como picores o dolores moderados.

Para evitar esas incomodidades y el aspecto descuidado de las manos y pies, es necesario hidratar diariamente la piel de esas regiones – así como las uñas y las cutículas – con productos específicos. Además de utilizar una buena crema, también es importante emplear algunos cuidados para proteger la piel de los pies y manos como:

Utilizar guantes al manosear productos de limpieza u otros tipos de productos químicos (tintes para el pelo, fertilizantes de jardinería, etc.);

– Emplear únicamente jabones suaves para la limpieza de pies y manos y vigilar que la temperatura del agua no sea muy elevada.

– Después de la ducha, secar cuidadosamente los dedos – principalmente entre los dedos de los pies para evitar la humedad, tan propicia para la formación de hongos. En el caso de pieles muy sensibles o que estén bajo tratamientos médicos agresivos – como la radioterapia, o de personas que tengan alguna dificultad de movimiento – se aconseja la utilización del secador, con baja temperatura, para evitar el roce del tejido y garantizar que la piel quede totalmente seca.

– Aunque la exfoliación de pies y manos sea una práctica recomendada para la retirada de células muertas, es importante no excederse en el proceso para no dañar la dermis.

Cómo hidratar manos y pies

La hidratación es la clave para reponer la barrera cutánea perdida por las agresiones del día a día. Gracias a la aplicación de una crema hidratante natural específica para para el cuidado de manos y pies, es posible mejorar su aspecto, evitar la sequedad, las descamaciones, grietas en la piel y protegerlos.

 

Cómo hidratar manos y pies

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: