Cuidados a partir de los 40

Cambiar la vida a los 40: hábitos que debes adoptar ya

El cuerpo de los 40 poco tiene que ver con el de los 30 y casi nada con el de los 20. Solo una [mala] herencia tras décadas de excesos. ¿Cómo paliarlos?

Hay que aceptarlo: salvo los que tienen una fuerza de voluntad de hierro, la vida adulta nos lleva a confiar en la resistencia de nuestro cuerpo por encima de sus posibilidades. Así, empezamos a repetir eso de “por una vez no pasa nada”, “solo hoy” o “mañana empiezo seguro” a la hora de enfrentarnos a esos hábitos que sabemos saludables pero que nunca encontramos el momento para asumirlos como propios.

Para ti, que ya has llegado o estás a punto de alcanzar los temidos 40, resumimos los consejos más recomendados para afrontar con salud esta década misteriosa. Toma buena nota y rompe todas las malas previsiones.

Cinco recomendaciones para cuidarse a partir de los 40

El cuerpo pasa por diferentes etapas (algunas más convulsas que otras) a lo largo de nuestra vida. Sobre todo para las mujeres, que acusan más los cambios y las alteraciones hormonales. Aun así, entre los 20 y los 40 el tiempo parece volar y, sin darnos cuenta, todos nos acabamos encontrando con problemas del organismo cada vez más difíciles de solucionar.

Calma, porque hay solución. Estos son los mejores cuidados a partir de los 40 que debes asumir desde ya (sin excusas) si no quieres lamentarte durante la próxima década:

  1. Haz ejercicio todos los días, aunque te haya surgido una reunión de última hora o los niños no te hayan dejado dormir bien. El cuerpo necesita actividad para mantenerse en plena forma. No hace falta presentarse a todas las pruebas deportivas de la ciudad pero, al menos, se pueden caminar los 10000 pasos diarios recomendados por los especialistas de medio mundo.
  2. No bebas esa última copa. El día después de una noche de fiesta siempre es duro. Pero la recuperación es proporcional a los años: cuánto más joven, más rápido te repones para una segunda noche de compromisos sociales. Además, recuerda los efectos que el alcohol tiene sobre la piel.
  3. Empieza a cuidar los hábitos alimenticios. Hasta la realeza se permite algunos caprichos culinarios en ocasiones especiales. Pero los 40 constituyen el momento perfecto para asumir el control de la dieta. Asegura el aporte de vitaminas y minerales con platos sanos y equilibrados, todos los órganos (incluido la piel) te lo agradecerá.
  4. Acuéstate antes. Los compromisos familiares y laborales o los descuidos personales nos hacen apurar al máximo las horas de vigilia. Planifícate bien para que, al menos por semana, duermas las horas necesarias para que tu organismo se regenere sin problemas.
  5. Cuida tu piel. Ya no hay excusa: la rutina de belleza diaria es ineludible para combatir esas primeras arrugas que ya has localizado frente al espejo. Limpia e hidrata la piel cada mañana y cada noche con las cremas rejuvenecedoras adecuadas y notarás la diferencia.

¡Y felices 40!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

✨PROMO NAVIDAD✨2X1 EN MASCARILLAS. Añade los productos a tu carrito y al finalizar la compra tendrás tu descuento aplicado. Descartar

A %d blogueros les gusta esto: